Al Minuto

Fallece Aretha Franklin, "La Reina del Soul", a los 76 años

Ciudad de México, 16 de agosto de 2018.- La cantante estadunidense Aretha Franklin, conocida como “La Reina del Soul” falleció este jueves a los 76 años en su casa en Detroit, Michigan, luego de una larga batalla contra el cáncer de páncreas.

Hace tres días se anunció que la artista se encontraba grave de salud y rodeada de su familia, quien pidió a sus seguidores orar por ella, así como respeto y privacidad en esos difíciles momentos, indicó el diario TMZ.

Aretha Franklin, quien cuenta con grandes éxitos como “Respect” y “Spanish Harlem”, fue operada por un tumor en 2010 y se vio obligada a cancelar espectáculos a principios de este año por razones de salud.

Consolidada como una de las artistas más influyentes, Aretha Franklin revolucionó la música soul y se convirtió en referente en la lucha por los derechos civiles en Estados Unidos y de la liberación femenina.

Sus éxitos a finales de la década de los 60 con Atlantic Records "Respect," "I never loved a man," "Chain of fools," "Baby I love you," "I say a little prayer," "Think," "The house that Jack Built," le otorgaron el título de “La Reina del Soul”.

Sus primeros pasos de Aretha Franklin, quien nació en Memphis, Tennessee, el 25 de marzo de 1942, fueron en Detroit como cantante y pianista en la iglesia donde predicaba su padre, Clarence LeVaguhn Franklin, hasta que en 1960 decide dejar los temas religiosos por la música más comercial.

Con su voz y talento, firmó con el sello discográfico Columbia Records, con el que grabó 10 álbumes, entre ellos “Unforgettable: a tribute to Dinah Washington” (1964), que incluye melodías como "Sweet bitter love", “Skylark”, “Try a little Tenderness”, entre otras.

Tras finalizar su contrato, se integró a las filas de la disquera Atlantic Records, donde regresó a sus orígenes de Rhythm and blues y cosechó sus primeros éxitos, de la mano de Jerry Wexler, Arif Mardin y Tom Dowd.

Su disco "I've never loved a man" (1967), la llevó directamente a la cima de la fama internacional, principalmente con el sencillo "Respect", con el que consiguió dos premios Grammy, además la canción fue utilizada en aquella época por los grupos que luchaban por los derechos de los negros y en contra del racismo.

Entre finales de los 60 y principios de los 70, Aretha Franklin consigue innumerables premios Grammy, fruto de éxitos de la talla de "Spanish Harlem", "Angel", "Call me" o "Don't play that song".

Luego de unos años de altibajos, en 1980 participó en la película "The blues brothers", en la que, además de actuar, también cede la canción "Think", incluída en la banda sonora; esa interpretación supuso el relanzamiento de “Aretha Franklin” que se dio a conocer a la nueva generación de jóvenes.

Con una gran aceptación del público, produjo dos nuevos discos, "Aretha" y "Love all the hurt away", bajo el sello discográfico Arista y a mediados de los años 80 colaboró con artistas como Annie Lennox y George Michael.

En 1988, hizo una pausa en su carrera por la muerte de sus dos hermanas después publicó el álbum "What you see is what you sweat", y en 1998 resurgió con fuerza con “A rose is still a rose”, donde luce más actual, adaptada a nuevos tiempos y a un nuevo público.

En 2003 publicó su mateiral "So damn happy", un disco lleno de energía y considerado por muchos como uno de los mejores en la carrera musical pues ofrece a sus seguidores un sonido neo soul.

En noviembre de 2007, lanzó “Jewels in the Crown of the Queen”, un álbum de duetos, que incluye dos temas nuevos con Fantasia Barrino y John Legend, y en el cual aparecen colaboraciones anteriores con artistas como Whitney Houston, George Michael, George Benson, Luther Vandross o Mary J. Blige.

Ha ganado 18 premios Grammy y su actuación más reciente fue en un concierto en Nueva York, en el 25 aniversario de la Fundación Elton John para la lucha contra el Sida, en noviembre de 2017.

Madre de cuatro hijos, en 1987, se convirtió en la primera mujer en ingresar en el Salón de la Fama del Rock and Roll, mientras que, en 2005, recibió la Medalla Presidencial de la Libertad, el mayor reconocimiento para un civil estadunidense, el cual le fue entregado por el presidente George W. Bush y se presentó en la toma de posesión del presidente Barack Obama con el tema "My Country This of Thee".